Citroën E-Mehari: SUV, eléctrico y descapotable La vuelta de un mito pero con tecnología

Citroën E-Mehari

Aquí tienes el Citroën E-Mehari, un descapotable eléctrico con 200 km de autonomía y una velocidad punta de 110 km/h. Los franceses han vuelto a ser atrevidos con el diseño, han resucitado al clásico Mehari del 68 a través de este modelo repleto de tecnología.

Si se habla del E-Mehari, es inevitable empezar por el diseño. Citroën dota a este SUV descapotable de cuatro colores de carrocería: azul, naranja, amarillo o beige; y dos colores para la tapicería: negro y rojo anaranjado. Los guarnecidos interiores, en beige o del mismo rojo anaranjado de los asientos, están elaborados en un material plástico completamente impermeable. Es más, el coche entero es resistente al agua y se puede lavar entero con una manguera.

filete mastermotor 210x3  
Los SUV descapotables proliferan. No te pierdas el Volkswagen T-Cross Breeze.  
filete mastermotor 210x3  

Pero aunque se nos vaya la vista, dejemos por un momento el diseño y prestemos atención a la tecnología del Citroën E-Mehari. Este descapotable 100% eléctrico consta de unas baterías LMP (Lithium Métal Polymère) que le otorgan autonomía de 200 km en ciclo urbano y una velocidad punta de 110 km/h. Se recargan completamente en 8 horas con una toma de 16A en las instalaciones que lo permiten (enchufes domésticos o enchufes públicos de tipo Autolib) o en 13 horas en las tomas domésticas con 10A de intensidad. Una característica interesante de estas baterías es que son secas (es decir “todo sólido”), lo que les confiere numerosas ventajas, entre las que destaca una resistencia a las variaciones climáticas.


Galería. Haz clic en la imagen para pasar a la siguiente.

Citroën E-Mehari: un SUV resistente

El Citroën E-Mehari tiene una carrocería sobre elevada tipo SUV, marcada por piezas negras en la parte inferior: protectores de los pasos de rueda, bajos de la carrocería y parachoques. La carrocería ha sido termoformada con un material plástico que no sufre la corrosión, no necesita mantenimiento de pintura y resiste a los pequeños golpes gracias a su elasticidad. La capota móvil cuenta con un cierre lateral escamoteable, con ventanas transparentes. Según las necesidades, se puede decidir descapotar la parte delantera, la trasera, el lateral o todo el conjunto.

Las ranuras de la puertas son un guiño de los diseñadores al Méhari original que tenía unas ondulaciones a lo largo de toda su carrocería. Aquí tienes las fotos del Mehari de 1968:


Galería. Haz clic en la imagen para pasar a la siguiente.

Anterior artículo Siguiente artículo


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
El mundo del motor y el autómovil al día: noticias, novedades, reportajes, pruebas, consejos, juegos y ¡mucho más!